Decálogo para correr en invierno

  • 4 de diciembre 2020

Estamos en una época del año donde nos encontramos con frecuencia frío, lluvia y oscuridad en nuestros entrenamientos. A pesar de todo, queremos seguir saliendo a practicar deporte y disfrutar bajo estas condiciones de lo que más nos gusta: correr. Pero durante estos próximos tres meses nuestra obligación es extremar las precauciones y evitar cualquier tipo de accidente o contratiempo. A continuación te damos 10 valiosos consejos:

1.- El calentamiento es imprescindible e innegociables. Siempre lo es, pero en estos meses de temperaturas bajas todavía más. Empieza más suave de lo normal hasta que tu cuerpo vaya entrando en calor.

2.- Si por tus horarios o compromisos no puedes entrenar en horas de luz, trata de hacerlo al menos por rutas y caminos que conozcas bien. El invierno es mala época para innovar y lanzarse a descubrir nuevos senderos. Mejor en verano.

3.- Si las condiciones climatológicas son especialmente adversas, es mejor renunciar al plan que teníamos y buscar otra alternativa: un rodaje más fácil y cercano a nuestra casa e incluso alguna sesión de fuerza o flexibilidad en el gimnasio.

4.- Adapta la equipación a la crudeza del clima. Es mejor que nos sobre algo de ropa y quitárnosla al entrar en calor que echar en falta abrigo. Protege de manera especial tus manos, cabeza y cuello, son zonas del cuerpo por las que se pierde mucho calor.

5.- Los estiramientos después de correr son esenciales en días de temperaturas bajas. Trata de estirar al acabar el entrenamiento, mejor si es en un lugar cerrado o dentro de casa para no coger frío.

6.- Trata de utilizar ropa con paneles reflectantes para ser visto en la oscuridad, zapatillas con una buena tracción (el terreno está más húmedo en estos meses) y activa la función ‘Back to Start’ de tu GPS para evitar imprevistos.

7.- Hazte con un frontal de calidad. A veces no somos conscientes de lo pronto que anochece y aunque salgamos a plena luz del día, en solo unos minutos la noche cae sobre nuestras cabezas. El frontal debe convertirse en tu mejor amigo durante el invierno.

8.- Apúntate a grupetas de corredores o sal con amigos. Correr en compañía en condiciones de oscuridad te ayudará a sentirte más tranquilo y a disfrutar más del entorno y el silencio. Yendo tú solo debes tener los sentidos en alerta.

9.- No utilices auriculares. Es preferible tener todos nuestros sentidos al máximo para estar atentos a cualquier situación peligrosa que pueda acecharnos, por ejemplo, el ruido de los vehículos cuando crucemos la calzada.

10.- No le des tanta importancia a los ritmos del entrenamiento. En invierno es normal no alcanzar el 100% de nuestros objetivos entrenando, pero no hay por qué preocuparse. Con la situación actual, sin apenas carreras a la vista, lo principal son las sensaciones, no los tiempos.

Circuito Races Trail Montaña